Enter your keyword

Comunidades rurales mejoran acceso a la información y tecnología con energías limpias

Comunidades rurales mejoran acceso a la información y tecnología con energías limpias

Comunidades rurales mejoran acceso a la información y tecnología con energías limpias

Un nuevo respirar para Costa Rica. Días atrás el Ministerio de Educación Pública (MEP), y la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI), inauguraron el proyecto llamado: “Luces para aprender”.
Así como su nombre lo dice, este proyecto pretende ser una luz tanto para el ambiente como para la educación del país, al buscar mejorar la calidad de los procesos de aprendizaje por medio de electrificación fotovoltaica y del uso apropiado de las herramientas tecnológicas, de forma sostenible en el mediano y largo plazo.
La puesta en marcha del proyecto dio inicio con la entrega de equipo tecnológico en ocho escuelas rurales ubicadas en las Direcciones Regionales de Educación de Grande de Térraba y Coto, como lo son la escuela La Hacienda, San Rafael de Osa, Bajo de Mollejones, Santa Elena, Madaribota, Los Plancitos, El Pilón y Cocorí.
También se brindó la electrificación de los centro de estudios mediante el uso de energías renovables, específicamente con paneles solares, para así satisfacer y garantizar las condiciones básicas de la enseñanza.

Este proyecto nace en el marco de las metas educativas que el país tiene para el 2021, con las cuales se busca mejorar el acceso y la calidad de la educación pública, ofreciendo mejores oportunidades a la niñez, reduciendo la brecha digital en las comunidades rurales y la desigualdad.

Durante la inauguración del proyecto, la Ministra de Educación, Sonia Marta Mora, hizo enfásis en la importancia de que los centros de estudio cuenten con acceso a estos servicios.

“Es fundamental que tanto los docentes como los estudiantes cuenten con acceso a la electricidad y tecnología, para ofrecerles formas más dinámicas de aprendizaje, que tengan acceso a otras posibilidades de conocimiento”, destacó.

Por su parte, la directora de OEI, Evelyn Cermeño, comentó el éxito de este proceso a nivel iberoamericano.

 “Esperamos que este proyecto pueda tener una segunda fase localmente donde más escuelas puedan verse beneficiadas y así poder continuar con la mejora de la educación, tanto a nivel nacional como iberoamericano”, expresó.

Este proyecto que permite a las comunidades indígenas mejorar su acceso a la información y a la tecnología, tuvo una inversión de $250 mil por parte de la OEI.

¡Sigamos reinventando el futuro! 

Related Posts

Sin comentarios

Leave a Comment

Your email address will not be published.